Lijadora

Cuando nos fuimos a vivir a nuestra nueva, una de las herramientas que nos compramos y que es muy útil es una lijadora eléctrica.

Si estáis buscando una lijadora de calidad y precio equilibrada, a continuación encontraréis algunas de las mejores opciones que hay ahora mismo en el mercado.

Las mejores lijadoras

El mejor BLACK+DECKER KA161BC-QS -... BLACK+DECKER KA161BC-QS -... No hay valoraciones
Calidad Precio Lijadora Eléctrica 220W... Lijadora Eléctrica 220W... No hay valoraciones
Nuestra favorita Bosch PSM 80 A -... Bosch PSM 80 A -... No hay valoraciones
TACKLIFE Lijadora... TACKLIFE Lijadora... No hay valoraciones
Lijadora Eléctrica,... Lijadora Eléctrica,... No hay valoraciones
TACKLIFE Lijadora... TACKLIFE Lijadora... No hay valoraciones
No hay valoraciones
No hay valoraciones
No hay valoraciones
No hay valoraciones
No hay valoraciones
No hay valoraciones
30,81 €
33,99 €
46,75 €
32,99 €
39,99 €
26,99 €

Lijadora Black&Decker KA161

Os voy a trasladar a mi taller para hablar un poco sobre la lijadora orbital delta con cable Black & Decker Mouse KA161, una pequeña herramienta que tengo desde mediados de año y que me ha resultado muy útil para lijar en todo tipo de materiales, acero, hierro, cobre y otros metales, en maderas, yeso, paredes e incluso se puede usar para pulir vidrio o maderas barnizadas con la hoja adecuada.

Es una lijadora más bien orientada al uso doméstico y el bricolaje que a un uso intensivo pero hasta ahora nunca ha sufrido ningún tipo de calentamiento aunque trabaje sin parar un par de horas seguidas con ella, la potencia del motor es de 55 Watts, lo que en mi caso ha sido suficiente y la velocidad de 11.000 revoluciones por minuto.

Vamos al cuerpo del aparato, la lijadora tiene un buen tamaño, una forma de agarre cómoda y un peso apropiado, lo suficientemente ligera aunque tengamos que usarla durante mucho tiempo seguido, una longitud de cable apropiada para guardarla con comodidad aunque si tenemos que desplazarnos al trabajar con ella hace falta un alargador de corriente, toma para conectar un aspirador y el sistema habitual de agarre de las hojas de lija mediante velcros, con agujeros para aspirar el polvo si conectamos el aspirador a la lijadora.

En cuanto a la robustez es excelente a golpes y caídas, ya si hablamos de desgaste por el uso esta la he usado con frecuencia y apenas tiene rozaduras por fuera y el motor está perfecto, aunque sí hay unas piezas que sufren mucha fuerza de torsión al trabajar con los materiales más duros que en un momento dado pueden romperse con un uso asiduo. La superficie de la lijadora viene sujeta al puente del aparato por tres pivotes de plástico situados sobre los tornillos que sujetan la base, esos tres pivotes soportan toda la resistencia que hace el material que estemos lijando, especialmente el delantero que está solo y es la zona en la que al lijar se suele ejercer más presión, son de un material resistente pero pueden romperse, por suerte existe una red de concesionarios de servicio técnico por toda España donde conseguir los repuestos de los pivotes y si yo fuera un distribuidor me aseguraría de poder conseguirlos.

En cuanto al contenido del paquete originalmente incluye un juego de lijas de diferentes granos, que por supuesto ya han volado pero resulta muy fácil conseguir hojas de repuesto compatibles en cualquier ferretería o en la sección de bricolaje de los hipermercados, también incluye una punta para llegar a zonas difíciles, la bolsa de transporte, la boquilla para el aspirador y el manual, que en castellano apenas tiene un par de páginas y solo dice lo típico de seguridad, que no se tire a la basura sino a un punto limpio y un diagrama de cómo cambiar la punta clásica por la de zonas difíciles, ni como despiezarla, ni instrucciones de mantenimiento ni nada interesante.

Aunque no lo indique el manual la lijadora durará mucho más si prestamos un poco de atención al mantenimiento, con el aparato desenchufado retiramos la carcasa, basta con extraer los tornillos laterales y la abrazadera de la boquilla del aspirador y tiramos de uno de los lados, desmontarla y volverla a montar es una tarea muy sencilla, una vez abierta aprovechamos para limpiar el polvo del interior que suele juntarse un montón y con el tiempo y la humedad puede dañar el motor, engrases ya es un tema más complicado, en todo caso de hacerlo con aceite de máquina y muy poca cantidad o el exceso hará una pasta con el polvo que se vaya acumulando con el uso.

En definitiva es una buena herramienta y su precio, unos treinta o cuarenta euros está justificado, he usado otras tanto de uso más profesional como de marcas blancas y el problema es que las más profesionales salen por un pico mientras que las de marcas blancas o sufren calentamiento o el propio polvo y arenas acaban por cargárselas, con esta me he quedado satisfecho y estoy seguro que tengo lijadora para rato.

Ver más opiniones en Amazon

Lijadora orbital Einhell

Einhell es una empresa situada al sureste de Alemania, en Babiera, y es una de las zonas más industrializadas y es el primer destino turístico dentro de la República Federal.Se dedica a la producción de productos para bricolaje a unos precios muy competitivos, teniendo un rango de calidades y modelos muy variado. También hacen productos para bricolaje, garajes móviles, y productos de aire acondicionado y calefacción.

Esta lijadora Einhell es de tipo orbital, con su base rectangular. Posee unas patillas metálicas para la colocación del papel de lija mediante presión de las mismas.Cuenta con una salida de aire para colocar una bolsa o la boca del aspirador que recoge parte de los residuos, que en general son poco efectivas aunque algo sí recogen. En concreto este modelo no traía la bolsa de serie, habría que comprarla aparte, pero tampoco la vi en la tienda, por lo que si te interesa una lijadora que la lleve mejor mira otros modelos o marcas.

En caso de querer acoplar un aspirador, no te recomiendo que uses el doméstico, pues se puede estropear si lo usas mucho, pues no está preparado para estas partículas tan finas. Mejor usa uno industrial o preparado especialmente para estos trabajos. Además, una vez instalado dificulta un poco su manejo al tener un peso y un tubo extra en la parte posterior de la lijadora.

Su base rectangular, que es de caucho, su calidad va acorde con el precio del aparato, notándose un desgaste sobre todo en las esquinas si se hace un uso intensivo. Tiene unos agujeros que son por donde recoge las partículas, tanto las de la lijadura como las que se desprenden del propio papel de lija. Y el mango es anti-grip, donde tiene además del botón de encendido un botón retenedor que traba el encendido hasta que vuelvas apretarlo.

Es muy ligera y muy fácil de usar, aunque las vibraciones se notan bastante en la mano. Y la colocación del papel también es muy sencilla, aunque el sistema de patillas no sea el mejor del mercado, lo retiene bastante bien.

Hizo su función a las mil maravillas, dado que lo que tuve que lijar no era precisamente material “blando” como la madera, sino azulejos.Para ello utilicé papel de lija para metal, pero aún así, tenía que hacer bastante presión para poder obtener ciertas rayaduras sobre la superficie de las baldosas para que luego la pintura se agarrase y no se acabase cayendo con el tiempo. Y lo consiguió (lo conseguí). No eran muy profundas, pero sí lo bastante visibles como para darme la impresión de que así el trabajo estaba hecho.

Y así fue, una vez pintado la capa de pintura duró bastantes años y nunca se cayó ni desconchó.

Al cabo de muchas horas de trabajo, las esquinas de la base se desgastaron, pues al incidir bastante sobre esta parte se acabó resintiendo, siendo el centro de la base la que hacía el mayor trabajo.

Sobre su capacidad para amortiguar las vibraciones en la mano es muy escasa, a pesar de decir en sus especificaciones que lleva aislmiento protector y mango con goma anti-grip. Al cabo de las horas las muñecas se pueden resentir un poco, por lo que lo mejor es intercalar este trabajo con otros para dejar descansar a los músculos y articulaciones.

En fin, que no me quejo de lo mucho que duró dado el tremendo esfuerzo a la que la sometí. Puedo decir que cumplió como una campeona e incluso no pensé que llegase a realizar todo el trabajo: lijar cuatro paredes totalmente alicatadas desde el suelo al techo de un baño de unos 3,5 de largo por 1,5 de ancho y unos 2,5 de alto.

¿La recomiendo? Su bajo precio y su gran duración la hace muy recomendable, pero vuelvo a insistir que dependerá del uso que le vayas a dar: para un trabajillo bien te vale una low-cost, pero si le vas a dar un uso intenso y la quieres con bolsa y que te dure años, ahí ya vas a tener que soltar un poco más la cartera…

Ver más opiniones en Amazon

Lijadora Bosch Inalámbrica

Esta lijadora de la marca Bosch nos la compramos porque aparte de ser bastante económica respecto a su precio y su utilidad, es muy ligera aunque su principal virtud es que no tiene cable por lo que te puedes mover por toda la zona de trabajo sin preocuparte del cable y si te llega hasta donde estas trabajando.

Si quieres una lijadora sin cables, este es el modelo que te recomendamos.

Ver más opiniones en Amazon

Tipos de lijadoras

Se pueden elegir entre varios tipos de lijadoras, que tienen sus usos específicos, aunque casi todas valen para lo que son: retirar alguna capa de barniz o pintura, o preparar la base para que agarre la capa de lo que queremos aplicar.

Es conveniente saber cuál nos conviene más, pues hay gran diferencia de precios entre los distintos tipos y marcas.

Lijadora orbital, para un acabado fino

Lo que destaca de esta lijadora es que tiene una base rectangular que efectúa movimientos circulares pequeños y rápidos (alrededor de 10.000 por minuto, que depende también de la potencia del aparato), en principio esta función es lo que les permite lijar perfectamente sin arañar, pero todo dependerá de la lija que uses y la fuerza que apliques.

No son las más indicadas para retirar cantidades grandes de pintura o barniz, ni para arrancar materiales muy duros o sensibles al calentamiento como restos de cola o barniz.

Hay que tener en cuenta que en los ángulos, se quedan a 1 mm aproximadamente del borde.

Suelen tener dos asideras para ambas manos y una salida para recoger los restos, pero no siempre funciona tan bien, pero algo siempre recogen. El modelo con y sin bolsa determinará también el precio final.

Son las que consiguen una mejor calidad en los acabados, teniendo que usar una delta para las esquinas para un acabado perfecto.

Los precios de estas lijadoras son los más económicos, rondando un precio medio los 50 euros, pero hay marcas low-cost por unos 20 euros, como ésta Einhell, incluso una Practyl por 8 euros!

Lijadora una sola mano (palm) para espacios pequeños

Son la versión en pequeño de las lijadoras orbitales de las que hablé anteriormente. Tienen una asidera superior en forma de bola para sujetarla con una sola mano, y como son muy ligeras, son muy adecuadas para lijar superficies verticales o que están por encima de la cabeza.

Su potencia es casi la misma que las orbitales, pero su suela es casi cuadrada, realizando movimientos circulares más rápidos que los de una lijadora orbital.

El problema de estas lijadoras es que son menos eficaces para lijar gran cantidad de pintura o barniz, lijar un metales oxidados, etc; pero logran buenos acabados.

Sus precios son aun más económicos que las orbitales más grandes, hay marcas de menos de 20 euros.

Lijadora excéntrica, la más eficaz

Su característica principal es que su suela es redonda, que hace movimientos de rotación alrededor de su eje, confiriéndolo la mayor eficacia y rapidez a la hora de retirar material.

Es la lijadora perfecta para combinadar con la orbital: una retira la mayor cantidad de material y la otra da un acabado fino.

Además, las excéntricas, pueden lijar distintas superficies, por ejemplo las que no están totalmente planas, pues vienen equipadas con una suela de caucho. Además sirven para abrillantar o pulir con ayuda de un disco pulidor (normalmente de lana o material sintético).

Su punto débil es que no son las mejores para ángulos o rincones. Y como tienen gran potencia es conveniente que cuenten con velocidad regulable y sistema de frenado ABS (Automatic Break System) que inmoviliza rápidamente el aparato al dejar de lijar.

Sus precios son los más elevados, llegando a rondar una de tipo medio los 110 euros.

Lijadora delta o triangular, para las esquinas y molduras

Su nombre las define indefectiblemente, pues su base es triangular, diseñada para lijar esquinas y rincones.

Su forma suele ser en forma de mango, y en su punta tienen la base para lijar.

Su potencia debe ser la menor de todas las lijadoras del mercado, pues se utilizan mucho sobre molduras, que suelen ser de madera más blanda, y una gran potencia acabaría por deformarlas y mermarlas, dando un mal resultado final.

Los precios pueden ir desde los 15 euros hasta más de 120. Las más caras son las regulables en su potencia.

Lijadora multifunción

Combinan la base de una delta y una orbital, y otras también incluyen un movimiento excéntrico pero normalmente es poco potente.

Sus acabados suelen ser aceptables y también pueden lijar rincones u molduras. Casi todas llevan regulador de potencia; sin embargo no son las mejores para realizar gran retirada de material.

Un modelo tipo medio de este estilo puede rondar los 80 euros. Pero yo soy escéptico con estas lijadoras pues siempre hay algo en lo que fallan: o poca potencia, o los accesorios se acaban rompiendo o son poco eficaces… Lo mejor es buscar opiniones como las que te ofrecemos en nuestras guías de compra.

Deja un comentario

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Ignacio Cuesta
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: contacto@guiasdecompra.com.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.