Scrabble

El Scrabble es sin duda uno de mis juegos favoritos de palabras, desde que trabajaba de vendedora de juguetes, ya hace años, que siempre lo recomendaba y hasta me llevé uno a casa para jugar toda la familia, con el tiempo no sé que fue de él y me olvidé del juego hasta que salió el Apalabrados, ahí te cuenta los puntos solo, te dice si una palabra existe o no…pero a mi me gusta más el tradicional manual así que lo pedí para mi cumpleaños y desde entonces lio a todo el que puedo para echar una partida.

Un juego muy simple en apariencia pero que tiene su dificultad, su manejo es sencillísimo, ideal para practicar vocabulario y gramática, a parte agilizar nuestra mente.

Cómo es Scrabble

Supongo que quien más y quien menos lo conoce todo el mundo así que intentaré ser breve a pesar de que hay muchas cosas que explicar.

Es un juego de 2 a 4 jugadores recomendado para niños mayores de 8 años, la duración del juego puede ser muy variable, depende de la rapidez encontrando palabras y se basa en lexico y estrategia.

Como sabéis es un juego de mesa aunque ya tenga sus versiones en ordenador y en consola. Y consiste en un tablero de 15×15 cm, 98 fichas con letras y dos blancas que son comodines, en total 100 fichas, 4 atriles para ponerlas y no te las vean y una bolsita donde barajarlas y cogerlas cuando te toca al azar.

Los jugadores han de intentar ganar puntos mediante la construcción de palabras en horizontal que se lean de izquierda a derecha y en vertical que se lean de arriba a abajo y se deben de cruzar algunas de ellas por lo cual es un juego de palabras cruzadas como un crucigrama.

Cada letra tiene asignada un valor en función de si hay muchas de esa o no y se ha de intentar hacer el máximo de puntos utilizando las fichas con habilidad, de manera que obtengan el mayor partido tanto de los valores de las letras como de las casillas que hay con premio en el tablero. Esa es otra, hay casillas con premio que te hacen duplicar o triplicar letras o palabras de la fichas colocadas. Las rojo oscuro triplican toda la palabra, las rojo claro la duplican, las azul oscuro triplican la letra que ha caído en la casilla y las azul claro la duplican, hay que tener pues estrategia para colocarlas donde te vayan a salir más puntos.

La casilla central por la que se empieza es roja claro así que el que empieza lo hace doblando palabra.

Empezar el juego

Scrabble

Cada jugador saca una letra de la bolsa y el que tenga la más próxima al principio del abecedario empieza siendo el comodín antes que la a. Habrá de empezar colocando una de las letras en la casilla central, la que quiera y en la dirección que quiera eso sí.

Se reparten 7 fichas a cada jugador que van cogiendo por ordén de la bolsita y colocando en sus atriles donde irán formando las palabras a poner sin que los otros las vean. La segunda palabra del segundo jugador deberá de cruzarse en alguna letra de la primera palabra y así sucesivamente. Lo malo es que si te cierras en una zona no tienes letras donde encajar las palabras que se te ocurren, agudizar el ingenio y pensárselo bien antes de poner. Así hasta que no quedan más fichas en la bolsa.

Reglas del Scrabble

Un jugador es el que anota los puntos de todos, el encargado de ello. Se pueden cambiar las fichas que tienes e incluso pasar turno pero en ambos casos pierdes el turno que te tocaba tirar. Las palabras permitidas son las del diccionario del idioma al que juegues ya que lo puedes hacer en 29 idiomas diferentes. Cada uno tiene su diccionario de palabras scrabble que se puede bajar de internet o comprar, eso si es un tocho, con el que tenáais en casa creo que ya os funcionará.

Hay la posibilidad de hacer lo que se llama un «Scrabble» que es colocar en una misma tirada las 7 fichas que tenías, por ello aparte de la puntuación que te corresponda se te abonan 50 puntos extras.

De este juego han salido muchas variaciones, el de fichas fijas, el cinquillo, el solitario….a mi el que más me gusta es el clásico.

Historia del Scrabble

En 1938 Alfred Moshert Butts creó el juego como una variante de un juego anterior suyo llamado Lexiko, no aceptada la patente se le fue robada y el juego se registro como Scrabble el 1 de diciembre de 1948 que fué cuando consiguió su copyright.

Ya hace años que este genial juego lo tiene la casa MATTEL, un tablero con números y casillas que puntúan mas, unas fichas con vocales y consonantes, la finalidad del juego es intentar hacer la palabra más larga siempre encadenada, llegar a formar una palabra de 9 letras en el máximo.

Ediciones de Scrabble

Hay un mundo en torno al Scrabble , trucos, consejos, los mencionados torneos y modelos diferentes adaptados a las edades:

  • Scrabble junior
  • Mi primer Scrabble
  • Scrabble de bolsillo
  • Scrabble de viaje
  • Scrabble cartas

Supongo que dejo alguno, pero como veis hay donde elegir. Amigos os recomiendo este juego sin dudar, llega a convertirse en un auténtico vivió y de los sanos, que mejor forma de mover la neurona y en este caso todos, adultos y niños.

Mi hija tiene cinco años. Está empezando a aprender a leer. Apenas sabe algunas sílabas, y va haciendo las palabras más básicas. Pero nos comentaron que era importante que se fuera familiarizando con letras y palabras, en su entorno. Leyendo cosas que le llamaran la atención, o preguntándole: ¿sabes qué pone ahi?

Además se acercan unas fechas para regalar este estupendo juego. Ya se lo han dejado los reyes, y os puedo decir que la palabra con la que inauguró el juguete fue TOMATE. No está mal.

Experiencias y conclusiones

Pues mis experiencias con el juego son muy buenas, sino no jugaría tanto, claro está, se pasan muy buenos ratos en compañía y es increíble la de palabras tan raras pero existentes que nunca usamos que se nos pueden llegar a ocurrir.

Es un juego que te hace trabajar la cabeza sin que te des cuenta y pasando un buen rato y eso nos va bien a todos y da lugar a muchas risas con las palabras «malas» pero validas que te pueden llegar a salir con letras raras como la x, que haces con una x y el resto de letras eso? pues ya veis a mi siempre se me han de meter con eso pero es que soy la chica de la x y más palabras que salen que dan risa.

Mi valoración global es que os recomiendo tener uno en casa para las reuniones de después de comer por las tardes para no quedarte dormido en el sofá haciendo la digestión toda la familia y pasar un buen rato todos juntos.

Ver más opiniones en Amazon

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.